HeaderSWI

Monday, January 16, 2017

NO TENGO VELAS EN ESE ENTIERRO

La expresión “No tengo velas en ese entierro” es muy común para expresar que alguien no tiene razones para meterse donde no le incumbe, estar donde nadie lo ha invitado o solo porque dicha persona no tiene nada que ver con lo sucedido.
Cuando le decimos a alguien: “no tienes velas en este entierro” le estamos indicando que no se meta donde no le llaman, que el asunto del que se está tratando no es de importancia y que nadie le ha pedido su opinión.

El origen de esta expresión se debe a una vieja costumbre o rito funerario que aún se practica en algunas regiones: entregar velas a los parientes del fallecido durante el funeral. 

 Por tanto, si no tienes esa vela es que no eres muy allegado; de manera que los asuntos importantes que allí se puedan tratar no te importan, pues no tienes suficiente cercanía como para que tu opinión sea considerada.
Es normal que en Colombia escuches esta frase y no necesariamente sea porque se deba a un rito funeral, por el contrario, es una expresión muy cotidiana que emplean las personas independientemente del lugar en el que se encuentran.
Si hay una conversación por ejemplo, entre dos amigos muy cercanos y se acerca una tercera persona a dar su opinión con respecto a la conversación que estos mantenían, es normal y muy lógico que uno de ellos le diga a esta tercera persona, que por favor se abstenga de opinar al respecto porque ella no tiene velas en el entierro.

 Ejemplos:
-Camila siempre se quiere meter en mis problemas, como si tuviera velas en el entierro.
-Mi madre siempre me dice que yo no tengo velas en el entierro, cada vez que doy mi opinión en alguna de las conversaciones que ella tiene con sus amigas.
Así que, si no queremos que alguien nos diga esta expresión, es mejor no opinar ni meternos en asuntos que no nos incumben.

Katherine Castellar M.
Docente ELE